lunes, 26 de octubre de 2015

UN TAXIBOY ARGENTINO SOSPECHOSO DE SER UN ASESINO EN SERIE

El 19 de octubre fue detenido Carlos Autalán, un carnicero que ofrecía servicios sexuales a hombres como segunda profesión, acusado de estrangular a dos de sus clientes, según su confesión debido a que no le pagaron lo acordado después de los servicios realizados, aunque la realidad parece ser bien distinta, ya que tras la aprehensión de Autalán en su domicilio, se encontraron los teléfonos móviles robados a sus víctimas y con el de su segunda víctima incluso le realizó una fotografía después de haberlo matado. A través de uno de ellos, los investigadores contactaron con un amigo de Di Pietro, el cual proporcionó la pista que llevaría a la detención del acusado. Al parecer contactaba con sus clientes a través de las redes sociales, las cuales fueron usadas por la policía para entablar comunicación con Autalán.


El primer crimen lo habría cometido el 27 de agosto de 2015. El cuerpo sin vida del joven Sebastián Acosta, de 28 años fue hallado en una casa del barrio de San Germés, en la ciudad argentina de Santiago del Estero. José Domingo Di Pietro, de 52 años también fue encontrado en una vivienda del barrio de Belgrano, también de Santiago.

El mismo día del crimen de Di Pietro, otro hombre podría haber sido una víctima más del taxi boy, ya que al parecer quería “cobrarse” una deuda. Un vecino logró separarlos.

El magistrado que lleva el caso habría ordenado la exhumación del cuerpo de un hombre para realizarle una autopsia ya que fue víctima de una muerte violenta en las mismas circunstancias que Acosta y Di Pietro. Si se confirmara la autoría de Autalán en este último crimen, se le consideraría un asesino serial.




Fuentes:


No hay comentarios:

Publicar un comentario